La persona la gran protagonista

◉Las personas tenemos unas características físicas y psíquicas propias, un entorno social y personal que nos diferencia unas de las otras. La terapia atiende a estas diferencias, con el fin de dar mejor respuesta a cada persona de manera individualizada y de manera semanal donde, se prescriben los ejercicios según la patología y/o objetivo personal para fomentar al máximo su autonomía, optimizar e incrementar su condición física.

◉A la vez se da abordaje en los aspectos psicológicos que puedan estar asociados a ella, buscando conciencia, autorrealización, autoestima y superación personal. Así como garantizar en la última fase del tratamiento, la integración e igualdad de oportunidades para que el paciente tenga una inclusión social en el aspecto físico dentro de su medio y en el núcleo familiar.

La terapia es semanal y la evolución la marcará el tiempo de establecimiento y la respuesta del tratamiento. Uno de los factores más importantes es que el/a paciente sea un/a agente activo en el proceso. Cada persona evoluciona de manera única e intransferible.  

Contacto

Sígueme